Cinco detenidos por quemar propiedades de investigadores de la UDYCO y de sus familias

Cinco detenidos por quemar propiedades de investigadores de la UDYCO y de sus familias

 

 

CEUTA. Agentes de la Policía Nacional han detenido en Ceuta a cinco personas como presuntos integrantes de una organización criminal perfectamente estructurada, que cometían ataques contra el patrimonio de agentes de la Unidad Contra la Droga y el Crimen Organizado (UDYCO) y de sus familias.

Los ataques se iniciaron tras la desarticulación, el pasado año, de dos organizaciones dedicadas al narcotráfico que se saldó con la incautación de diez toneladas de hachís y la detención de 35 personas.

Daños a propiedades de policías y familias

Entre los meses de febrero y mayo pasados aparecieron quemados dos vehículos pertenecientes a agentes adscritos a la citada unidad policial, en lugares como barriada Zurrón y zona del colegio Príncipe Felipe. Además, se produjeron otros tres ataques, también mediante incendios, contra un establecimiento perteneciente a la familia de uno de los integrantes de la UDYCO.

Para los investigadores, estos ataques tenían una doble finalidad. Por un lado, con ello pretendían vengarse de los agentes por la detención del grupo de narcotraficantes y, por otro, intimidar y coartar las actuaciones de los policías especializados en la lucha contra el tráfico de drogas. Con sus actuaciones, los miembros de esta organización buscaban que los policías dejasen esta unidad por miedo a lo que les pudiera ocurrir a ellos o a sus familias, para poder continuar con sus actividades ilícitas.

La investigación llevada a cabo durante más de un año ha sido muy compleja debido a las constantes medidas de seguridad que adoptaban los arrestados, que actuaban de forma perfectamente estructurada.

Hasta el momento han sido detenidas cinco de las siete personas investigadas por estos hechos, como son M.M.H., de 39 años, A.H.M., de 36 años, M.A.E.F., de 19 años y N.L.H., de 19 años, todos con antecedentes policiales, además de U.H.T., de 55 años.

En registros domiciliarios realizados se intervinieron 21.400 euros y un vehículo.

A los arrestados se les imputan los delitos de organización criminal, daños por incendio, coacciones, obstrucción a la justicia y blanqueo de capitales.

Dos de los arrestados han ingresado en prisión por orden judicial, que ha impuesto al resto de investigados medidas cautelares.